La fabricación de automóviles es uno de los principales motivos de contaminación dado que al elaborar piezas utilizando materiales tóxicos como los metales, el plástico, textiles y vidrios, hay un gran impacto negativo, y aún más cuando en vez de adquirir los recambios en desguaces motor lo hacemos en tiendas.

Por lo general, adquirir nuestros repuestos nuevos de tienda lo que hace es incrementar el problema, pues no solo somos los únicos en hacerlo, también otras personas compran cada día elementos mecánicos nuevos, por lo que se va acumulando la emisión de materiales contraproducentes para el planeta.

La buena noticia es que los desguaces son una alternativa para el reciclaje eficiente y no solo nos proporcionan las mismas piezas que necesitamos a un cómodo y asequible precio, las tiendas de segunda mano tienen garantía de calidad y de origen fiable.

Ahora bien, es cierto que no todas las piezas de los coches pueden ser reciclados en un desguace por razones seguridad de uso y durabilidad, no obstante, la gran mayoría de los recambios si podemos aprovecharlos en estos lugares.

Entre algunos repuestos que son convenientes aprovecharlos de manera eficiente y contribuir con el medioambiente, encontramos los siguientes:

  • Neumáticos
  • Conductores y cables
  • Catalizadores
  • Motores
  • Fibras
  • Cristales o parabrisas
  • Plásticos y elementos de aluminio

Por otro lado, es preciso saber que no podemos reemplazar completamente el coche en un desguace con objetivo de ahorrar dinero y ayudar al planeta a su conservación, existen otros materiales que si son altamente tóxicos y no es recomendable aprovecharlos como cambios de segunda mano; las razones son por salud y para evitar accidentes. Entre algunos ejemplos destaca:

  • Baterías
  • Filtros de aceite
  • Gases y aceites que provienen del aire acondicionado.
  • Gasolina o combustible

Los desguaces nos aportan la ventaja de obtener piezas asequibles y a un buen precio, pero seleccionar las más seguras es una forma de pensar eficientemente en el planeta tierra y en nuestro bienestar.