En toda tienda de abarrotes es necesario tener un surtido número de productos que respondan a las necesidades de los clientes, si bien muchas se dedican a llenar sus anaqueles de alimentos o productos saludables, muchos no lo hacen. Un mayorista de té puede mantener tus reservas en almacén bien surtidas con un producto que no sólo es sinónimo de salud sino además tranquilidad.

mayorista de té

Existen muchos tipos de té en el mercado, los mayoristas generalmente ofrecen muy buena variedad que como cliente podrás elegir para colocar en tu tienda. Hoy no sólo se ve té de jazmín, manzanilla o tilo además las ondas saludables que han penetrado nuestra sociedad para quedarse traen nuevas propuestas.

 

Entre las nuevas ofertas está la presentación helada del té, antiguamente sólo se estilaba tomarlo caliente y últimamente hasta las casas más populares  aceptadas por los consumidores dentro de la industria de las bebidas han perfeccionado algunas a base de té para aplacar la sed y sustituir la cantidad de químicos en sus productos por una opción más sana para todos.

 
De manera que sería interesante surtir tu tienda con productos que guarden relación con la salud de tus clientes, por ejemplo, si vendes té en diferentes tipos puedes vender también galletas o pasteles, pues son perfectos para acompañar con una buena tasa de té. Igualmente, puedes ventar filtros para depositar las hojitas para impulsar el consumo del producto.

 

Algunos mayoristas de té sugieren además algunos utensilios o alimentos que comúnmente se consumen para acompañar la bebida, incluso podrían venderlos al mayor como complemento al servicio de venta que te ofrecen.

 

Date la oportunidad de contactar a un proveedor que te asesore sobre los tipos de té más vendidos y por tanto más aceptados por los consumidores. Hoy, esta bebida tiene incluso más popularidad por el mercadeo que las grandes empresas han hecho a propósito de su incorporación como ingrediente principal de varios de sus productos.

 

Así que lo que parecería un pequeño detalle y de pocos dividendos hoy tiene una historia distinta para contar, pues es un producto que no sólo los consumidores que buscan relajarse compran, sino también aquellos que buscan una alternativa distinta a bebidas gaseosas o energizantes prefieren.